La disciplina como motor de tus objetivos

La disciplina como motor de tus objetivos

Fíjate una meta y... listas, preparadas, ya.

Si hay una palabra que define a las mujeres es determinación, ¡cuando nos fijamos un objetivo somos implacables en el camino para conseguirlo! En resumen nada nos puede parar.

Aunque no hay fórmulas mágicas para triunfar en la vida, sí hay un elemento indispensable que nos brindará la fortaleza necesaria para alcanzar cualquier meta que nos propongamos: la disciplina.

La disciplina es como un músculo que debemos ejercitar día a día: ¡hay que fortalecerla! No es otra cosa más que constancia y para desarrollarla basta con seguir una serie de sencillos pasos:

Alguna vez te has preguntado: ¿En qué áreas de mi vida me hace falta poner orden? Identifícalas para poder trabajar en ellas por etapas.

-Crea un plan de acción a corto y mediano plazo.

-Registra tus mejoras y motívate con los resultados.

-Si eres de las que necesitas recordatorios, ve anotando tus metas en post-its y pégalos en lugares bien visibles, verás cómo te ayuda.

De acuerdo con los expertos, toma aproximadamente 21 días fijar un nuevo hábito. Así que sigue estos consejos y verás cómo vas teniendo más tiempo y energía para cumplir con todas tus obligaciones y, además, ¡disfrutar de la vida!

Come bien

La disciplina como motor de tus objetivos